Haz de la playa un espacio saludable con estas recomendaciones. Revisa qué necesitas antes de salir de casa; y, una vez allí, sigue las pautas para protegerte del sol y para prevenir infecciones y picaduras.

Además, si nunca sabes qué hacer en la arena, te proponemos actividades para mantenerte en forma en verano. Anota los 7 consejos para un día de playa muy sano y divertido.

Prepararse antes de ir a la playa

Los imprescindibles para la playa son los lentes de sol, una gorra, una botella de agua para mantenerse hidratado. Llevar ropa adecuada para la playa que sea holgada y transpirable.

Protegerse del sol y del calor

Una de las principales medidas es evitar la exposición solar en horas centrales, entre las 12 y 5 de la tarde. Otra medida fundamental es mantenerse hidratado, bebiendo abundante agua mientras estamos en la playa. Por último, no conviene olvidar repetir la aplicación de protector solar cada dos horas o después de los baños.

Evitar sustos en la playa con bebés y niños

Un día en la playa puede ser apasionante para los más pequeños si tenemos en cuenta una serie de medidas de seguridad. En el caso de los bebés de corta edad es preferible no llevarlos a la playa, ya que el calor ambiental puede afectarles. Antes de salir de casa, es fundamental aplicarles protector solar pediátrico, utilizar ropa fresca y ligera y también llevar calzado para proteger sus pies de la arena.

Prevenir infecciones relacionadas con los baños en la playa

La otitis, la conjuntivitis, la cistitis y el pie de atleta son infecciones muy comunes en tiempo de carnaval. Para ello debemos secar los oídos, cambiar el traje de baño con frecuencia, secar bien los pies después del baño.

Bañarse en el mar sin riesgos

Antes de entrar en el agua, se debe prestar atención a las banderas, que informan el estado del mar. Otra medida de seguridad en el mar es evitar tirarse de cabeza sin saber la profundidad.

Practicar ejercicio en la playa

Hay deportes playeros que pueden practicarse tanto dentro como fuera del agua. Dentro del agua se puede nadar o jugar al voleibol. Mientras que, en la arena, se optaría por el yoga, jugar al fútbol o cualquier otra actividad física en equipo.

Precaución con la comida en la playa

Ciertos alimentos, como los huevos o las carnes de ave, pueden estropearse a causa del calor. Por eso, no es aconsejable llevar esos alimentos al paseo. Se puede llevar patilla cortada, sándwiches que no tengan estos ingredientes.

Así que si decidiste pasar tus vacaciones en la playa, sigue plenamente estas recomendaciones. Además, recuerda revisar nuestro apartado de Nota Médica para estar al tanto de las novedades y recomendaciones en el área de salud.